Intolerancia a la lactosa, un post de “Mi viejo maletin”

Medicina y Salud Pública

lacteos-buenos-o-malos-para-la-salud-01

La lactosa es el azúcar que se encuentra de forma natural en la leche de forma predominante. El organismo humano precisa para digerirla de la lactasa, una enzima que se produce en el intestino delgado , y que transforma la lactosa en unidades más pequeñas (glucosa y galactosa).
En el norte de Europa aproximadamente el 85% de la población es capaz de digerir lactosa. En el resto del mundo, el porcentaje desciende, calculándose que el 80% de la población sufre de intolerancia a la lactosa en mayor o menor grado. No existen diferencias en la prevalencia entre ambos sexos.
Esta intolerancia puede ser congénita o adquirida. La adquirida suele producirse como consecuencia de una agresión sufrida por virus, bacterias, antibióticos, quimioterapia…
Existen múltiples causas de inolerancia a la lactosa. Puede ser primaria, que se manifiesta en la pubertad o en la adolescencia tardía, o secundaria producida por alteraciones o daños en la mucosa intestinal  y menor absorción. Ésta puede ser transitoria. Existe un defecto genético poco frecuente, que es el déficit congénito de lactasa y se manifiesta en la primera semana de vida.
El diagnóstico se basa en la historia clínica   y en la exploración y se confirma mediante las pruebas a la tolerancia a la lactosa, la prueba del aliento y la prueba del acidez fecal que consiste en medir la acidez de las heces tras la toma de una pequeña cantidad de lactosa.

Leer más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s